¿Por qué hay estreñimiento durante el embarazo?

¿Por qué hay estreñimiento durante el embarazo?

0 272

Por Infogen

La constipación durante el embarazo es uno de los problemas que pueden hacer de este periodo, algo no muy agradable y puede ir desde la evacuación de pequeñas cantidades de heces fecales hasta la dificultad absoluta de evacuar cada vez que intentas hacerlo.

Muchas mujeres que no habían sufrido anteriormente de  estreñimiento  comienzan a padecerlo durante el embarazo. ¿Por qué sucede esto? De por sí, el  embarazo  es un estado durante el cual se manifiestan numerosas  alteraciones que afectan  a la mayor parte de los órganos,  y el intestino  no se escapa: también es afectado.

¿Cómo? En forma natural y por diferentes causas, durante el embarazo se reducen los movimientos peristálticos del intestino que son los encargados de permitir que avance la materia fecal, esto puede deberse a:

Cambios hormonales: Durante el embarazo, el cuerpo produce más hormonas femeninas de lo normal. La labor de estas hormonas es asegurarse que el embarazo se desarrolle normalmente. Una de estas hormonas, la progesterona, actúa relajando la musculatura. La pared exterior del intestino es muscular y con la acción de la progesterona, se relaja igual que cualquier músculo y esto hace que tenga menor capacidad para mover la comida y los deshechos intestinales. Existe otra hormona llamada  motilina,  encargada de estimular el movimiento del estómago y del intestino, cuyos niveles se encuentran disminuidos durante el embarazo. Por esta razón los movimientos intestinales disminuyen, esto protege al feto pero complica más el vaciado intestinal, lo que causa o acentúa el estreñimiento. Aumento del tamaño del feto: Esta escasa motilidad gastrointestinal también puede aparecer como consecuencia de la presión del útero sobre los intestinos al ir aumentando de tamaño. Falta de fibra en la dieta:  Otros factores, como la falta de fibra en la dieta, la insuficiente ingesta de líquidos, el estrés o la existencia de hemorroides, también pueden provocar la aparición del estreñimiento durante el embarazo. El estreñimiento en especial en el primer trimestre del embarazo puede ser muy molesto, sobre todo en mujeres que no lo habían padecido antes. Malos hábitos alimenticios: es el momento de los antojos y éstos muchas veces son la causa del estreñimiento. Suplementos vitamínicos: Los suplementos vitamínicos, especialmente los que contienen hierro, pueden causar estreñimiento. No los suspendas nunca sin avisar a tu médico. La náusea y el vómito de las primeras semanas del embarazo: Estas dos molestias contribuyen de manera importante en el estreñimiento. Al haber náusea, se come poco y mal y se disminuye la ingesta de líquidos. Si además hay un poco de vómito, la pérdida de líquidos es importante y de cierta manera la persona está deshidratada lo cual también contribuye al estreñimiento. Falta de ejercicio:  Aunque no lo creas, los movimientos peristálticos de tu intestino, aumentan favorablemente con el ejercicio. Cuando una persona tiene que estar en reposo prolongado en cama ejemplo: (cuando se presenta una amenaza de aborto, una amenaza de parto prematuro) también hay problemas de estreñimiento. La obesidad: Influye de manera importante  en que padezcas de  estreñimiento sobre todo si tienes antecedentes de este tipo de trastornos antes de haber quedado embarazada. Los especialistas indican que cada caso es particular por eso es  necesario que las futuras mamás asistan a la consulta prenatal y reciban la orientación necesaria para  evitar el  estreñimiento durante esta etapa. Medicamentos:  El estreñimiento puede producirse por determinados medicamentos. Si un medicamento que ingieres parece provocar estreñimiento,  consulta con tu médico antes de dejar de tomarlo.

* Infogen A.C.  Asociación Civil no lucrativa integrada por un grupo de profesionales de la salud que informan, a través del sitio  www.infogen.org.mx  a la población en general sobre la prevención de los defectos al nacimiento, antes, durante y después del embarazo para lograr el nacimiento de niños sanos.