El sedentarismo, enemigo número uno de la salud

El sedentarismo, enemigo número uno de la salud

0 313

Pasar la tarde en el sofá sin mover ni un solo músculo puede ser una tentación, pero tiene muchos más contras que pros. La inactividad deportiva es, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el cuarto factor de riesgo de mortalidad más importante a nivel mundial y provoca el 6% de todas las muertes. A pesar de las consecuencias, más que conocidas, la tasa de sedentarismo asciende en España al 41, 3%, según la última encuesta Nacional de Salud realizada por el Ministerio de Salud, Servicios Sociales e Igualdad. Un resultado que sitúa a España como el cuarto peor país a escoala europea, solo superado por Grecia, Bulgaria y Portugal. La cifra es más acusada en mujeres (46,6%) que en hombres (35%). Y a la par que se cumplen años, las excusas para evitar el deporte y la tasa de sedentarismo van en aumento.

La práctica regular de deporte recomendada por los especialistas para los adultos es de unos 150 minutos a la semana de actividad de intensidad media o 75 minutos de actividad vigorosa . Además, es necesario realizar alrededor de dos horas a la semana de ejercicios para fortalecer los músculos. No obstante, el doctor y secretario del Colegio de Médicos de Madrid, Emilio Villa, reconoce que lo ideal sería duplicar esas cifras teniendo en cuenta la relación que existe entre practicar deporte y salud . Está comprobado que caminar, ir en bicicleta o nadar reduce el riesgo de muerte prematura. Los estudios certifican, además, que la inactividad aumenta en un 30% la posibilidad de sufrir una cardiopatía isquémica. “No hacer deporte está también relacionado con el 27% de las diabetes de tipo dos y es el responsable del 21-25% de los cánceres de mama y de colón”, apunta el doctor Villa.

Según la enumeración del experto los beneficios del deporte incluyen, además de los ya citados, la disminución del riesgo de hipertensión, la mejora de la salud ósea y de los músculos, reduce el riesgo de caídas y es fundamental para mantener el peso adecuado. Pero, el deporte no solo mejora la salud física, también está relacionado con la buena salud mental porque el ejercicio combate el estrés, mejora la autoestima y disminuye el sentimiento de soledad.

A la hora de explicar el motivo por el que la tasa de sedentarismo en España es tan elevada el doctor es algo crítico y admite que la práctica de ejercicio no se fomenta demasiado. “Falta una mayor adecuación de las vías públicas para que los ciudadanos puedan ir andando o en bicicleta. Otra medida sería abaratar el acceso a las instalaciones deportivas”, explica. Pero, a su juicio, el punto más importante sería sensibilizar a la población de la necesidad de practicar deporte de forma regular, especialmente a los más jóvenes.